Todo sobre el nuevo Rolls-Royce Wraith

By | 13:42 Comentarios
Rolls-Royce desvela su última creación, de la que nos han ido mostrando pequeños detalles a lo largo de semanas. Hablo del Wraith.

“Tomen lo mejor que exista y mejorenlo. Si no existe, diseñenlo”. Esta mítica frase de Sir Henry Royce ha sido el punto de partida para el diseño y desarrollo del modelo más dinámico y potente  en los 109 años de historia de la compañía británica. Con el Wraith, el equipo de diseño y desarrollo han creado lo que Torsten Müller-Ötvös, consejero delegado de Rolls-Royce denomina “la máxima expresión del Gran Turismo de un caballero”.

Y es que el Wraith no es un Rollss-Royce al uso. Las líneas, las soluciones empleadas y por su puesto, el motor que se esconde bajo su capó, le convierten en el Rolls más deportivo de cuantos hayan fabricado, deportividad al estilo Rolls-Royce claro. Este nuevo modelo perfila lo que la marca nos depara para los próximos años, basándose en el éxito del Ghost.

El nombre “Wraith”, es el más famoso de Rolls utilizado por primera vez en 1.938 y los orígenes del diseño tipo “fastback” se remonta a la época del diseño aerodinámico de los años 30, inicialmente popular en Estados Unidos.  


Estrena el tren de rodaje más inteligente que jamas haya incorporado un Rolls, aplicación de tecnologías de vanguardia como la transmisión asistida por satélite (SAT) o un nuevo tratamiento de la madera para los interiores. Es el Rolls-Royce más avanzado y tecnológico de la historia de la marca.

Esta cortado por el mismo patrón que los modelos Phantom y Ghost actuales, pero tiene un eje trasero más ancho, un capó más largo, una luneta trasera más inclinada y una rejilla de estilo “ panteón empotrado” con mayor profundidad. Hace uso de un chasis monocasco de acero y una carrocería que se ha diseñado con un doble tabique frontal que contribuye a aislar el interior del ruido. Esta elaborada con secciones de acero y revestida posteriormente con paneles de acero soldados a mano, consiguiendo una unión sin fisuras y de forma impecable, que se lija después a mano hasta que se consigue quede perfecto, según parámetros de Rolls-Royce. En total, se aplican 6.346 puntos de soldadura y 900 metros de soldadura láser entre el panel lateral y el montante C, junto con sistema de drenaje de agua en el maletero completamente soldado también con láser.

Comparado con el Ghost, el eje trasero es 24 mm más ancho, la batalla es 183 mm más corta y el centro de gravedad se sitúa 50 mm más cerca del suelo. Las medidas se quedan de la siguiente manera: 5.269 mm de longitud, 1.947 mm de ancho y 1.507 mm de alto, la batalla alcanza los 3.112 mm y el peso llega hasta los 2.360 kg.


La línea se caracteriza por una calandra empotrada 45 mm en comparación con el Ghost, el marco también se ha ampliado 40 mm, mientras que el paragolpes se ha diseñado para incorporar el soporte de la matrícula con un deflector de aire, orientado en una posición más baja. La rejilla situada en el faldón contribuye a crear profundidad, gracias a que también se halla empotrada y tiene un acabado en negro y esta colocada más baja.

Pero aquí no acaba todo, ya que el “Espíritu del Éxtasis” cumple en 2.013 102 años. “La Dama Voladora” constituye un icono y ha recibido una ligera evolución. Y se coloca un poco más hacia delante sobre la rejilla frontal y con una inclinación adicional de 5 grados. Además, aparte de su típica situación en el frontal, se ha recreado en el interior por primera vez en la historia de Rolls-Royce, aunque luego os hablare sobre eso.

Las puertas no tienen marco ni montante B, cuentan con unas dimensiones muy estudiadas para complementar con las aletas delanteras y proporcionar una entrada y salida sencilla y cómoda  Estas puertas, cuenta con bisagras posteriores que le otorgan una apertura tipo “suicida” y manillas de acero inoxidable con los bombines de las cerraduras ocultos.


Todo lo anterior se encuentra controlado por una suspensión ajustada para minimizar el balanceo de la carrocería y aumentar discretamente su reacción en las curvas, mientras que la dirección es más rígida a alta velocidad y más suave circulando a velocidades moderadas. La suspensión delantera con doble brazo oscilante y la trasera multibrazo cuentan con un sistema inteligente neumático en las cuatro ruedas y amortiguación electrónica variable. Todo pensado para mejorar la agilidad y el dinamismo sin dejar de lado la sensación de flotar sobre un colchón de aire , característica típica de Rolls-Royce. Incorpora sensores en el interior y alrededor del coche, cuyos datos son recogidos y procesados por un complejo sistema informático que realiza cálculos de carga individual cada 2,5 milisegundos.

Cuenta además con otros sistemas de asistencia a la conducción: estabilización antibalanceo, control dinámico de estabilidad que incluye control dinámico de tracción junto con control de frenado en curva y control dinámico de frenos. Todos trabajando en armonía como si fueran un solo sistema en cualquier circunstancia controlados por un sistema de gestión.

Para animarlo, un V12 de 6,6 litros biturbo se esconde bajo el capo. Con 624 CV y 800 Nm de par desde 1.500 rpm, este modelo se convierte en el mas potente salido de los talleres de Rolls-Royce hasta la fecha. Para completar la mecánica, se acopla a un cambio ZF de ocho relaciones desarrollada con ayuda de Philip Harnett, jefe de producto de Rolls-Royce, que cuenta con 8 años de experiencia como ingeniero electrónico y de sistemas en el equipo BMW de Formula 1, y posteriormente en el departamento de desarrollo de motores de BMW. La transmisión de ZF es un de las mayores innovaciones del Wraith. Cuenta con un sistema de asistencia por satélite, que procesa los datos captados vía GPS para predecir siempre el siguiente movimiento del conductor y seleccionar automáticamente la marcha adecuada para el siguiente tramo del camino. De esta manera, se evitan cambios innecesarios aumentando su característica de flotar en el aire.


Es capaz de alcanzar los 100 km/h desde parado en tan solo 4,6 segundos y alcanzar los 250 km/h limitada electrónicamente, con un consumo homologado de 14 litros y unas emisiones de 327 gramos de dióxido de carbono.

En el habitáculo, la tradicional posición elevada del asiento y las proporciones típicas de Rolls-Royce permanecen inalteradas. Estrena una nueva y especial forma de tratar la madera, “Canadel de grano abierto”. Se trata de un acabado ligeramente satinado que mantiene la textura natural de la madera. Las laminas de la madera se colocan de tal manera, que sus fibras coinciden como si de paginas de un libro se tratara.

Todo esta tapizado en la mejor piel natural, con detalles en los reposabrazos y en los portaobjetos inspirados en el diseño de las sillas de montar, se ha incorporado iluminación ambiental adicional de cortesía, luces de lectura sobre los montantes C y luces del techo en cascada. Los indicadores están cromados en negro, enmarcados por una superficie negra en forma de herradura, el aro del volante es mas grueso para aumentar la intención dinámica y la tapicería del techo presenta un “cielo estrellado”, que se consigue mediante 1.340 luces individuales de fibra óptica tejidas a mano directamente en la tapicería por los artesanos de Rolls-Royce.


También incorpora una pantalla virtual para la navegación o el teléfono. Las ordenes se realizan pulsando un solo botón en el volante, que se muestran en la pantalla de alta definición con 10,25 pulgadas e incorpora ademas, el sistema RTTi de información de trafico en tiempo real. Este sistema toma información de fuentes utilizadas por el canal de mensajes de trafico (procedentes de la policía y de los sensores de congestión de trafico por ejemplo), usando también los datos procesados a partir de la posición de los teléfonos móviles instalados en las flotas de vehículos comerciales y en los taxis. Todos los datos se recopilan de manera que sean anónimos a través del centro de control de trafico y se envían al coche actualizados cada 3 minutos. Ofrece incluso una aplicación gratuita descargable denominada “Rolls-Royce Connect” (RRC) para navegación fuera el coche desde dispositivos móviles.

Para hacer que los viajes sean aún más placenteros, equipa un sistema de audio hecho a medida, optimizado por lo expertos de la marca, con un disco duro de 20,5 GB (capacidad aproximada de unas 5.700 piezas musicales). Incorpora una amplificación de 18 canales activos con sonido envolvente con 18 altavoces. Incluye dos subwoofers centrales situados en el maletero, 7 altavoces de agudos, 7 de medios y dos “excitadores” en la tapicería del techo. La potencia de salida es de 1.300 W y dispone de un micrófono que mide el sonido ambiente exterior y la unidad de proceso digital, ajustando automáticamente el volumen y la configuración del tono. La frecuencia y la fase se corrige mediante la tecnología DIRAC, que elimina los posibles picos de sonido y los ángulos muertos causados por el reflejo de sonido en las ventanas.

Como habíamos comentado, cuenta con el "Espíritu del Éxtasis" en el interior, situado en una ruedecita que hace las veces de control de la pantalla, que no es táctil , ya que dejaría antiestéticas huellas digitales pero si  muestra la estatuilla de forma virtual. En este caso, el mando táctil es dicha ruedecita, que permite manejar todo el menú con los mismos movimientos que haríamos al manejar un teléfono móvil de última generación, además de manejarlo también desde la zona exterior.. 


Pero aún queda más, pues se trata del Rolls-Royce más seguro hasta la fecha. Tiene un sistema de gestión de impactos y seguridad ACSM, que utiliza unos sensores situados alrededor del coche que realiza 2 mil mediciones por segundo, para desplegar los sistemas de seguridad adecuados en caso necesario. Los cinturones incorporan limitadores de fuerza y airbags inteligentes con inflado gradual y respiraderos autoadaptables que aseguran que la fuerza del despliegue responda directamente a la fuerza de la colisión.

Destaca también el sistema de visión nocturna, con menajes de aviso, así como preparación automática del freno para ayudar a una maniobra de evasión en caso de impacto inminente. Cámaras infrarrojas situadas en las esquinas superiores de la rejilla, se utilizan para proyectar una imagen térmica en la pantalla, una imagen que resalta los objetos calientes, además de especificar los peligros específicos en la carretera de entre 15 y 200 metros mas adelante.

Estrena también una innovadora tercera luz de freno sobre la luneta trasera, que es una novedad en la industria automovilística. Incorpora dos LED a cada extremo y una tecnología basada en prismas para proporcionar una luz continua en rojo claro.

Entre otros muchos sistemas más, destacar para finalizar el “Active Cruise Control” con sensores radar-cámara que mantiene las distancias de seguridad incluso con vehículos estáticos, la función “iBrake 6” que ofrece información del radar-cámara para ayudar a detener más rápida y eficientemente el coche y la cámara de 360 que permite obtener una visión panorámica en las intersecciones sin visibilidad.

0 comentarios: