Jaguar C-X75. El cénit de Jaguar

By | 9:00 Comentarios
El Jaguar C-X75 híbrido, es un concept tecnológicamente a la última, con la eficiencia de un coche urbano  pero capaz de llegar hasta lo 354 km/h. Es la máxima expresión tecnología de la firma británica.

Jag_C-X75_Image_01_270713_LowRes

“El programa C-X75 representa el cénit de la experiencia de Jaguar en ingeniería y diseño. Podría decirse que es el banco de pruebas más rápido del mundo para las tecnologías más avanzadas, ya que combina un audaz sistema de propulsión híbrido, con un rendimiento impresionante. Jaguar siempre busca dar forma a los vehículos del mañana, y con proyectos como el C-X75, estamos sentando las bases para la próxima generación de innovaciones de Jaguar.” Palabras de Adrian Hallmark, Global Brand Director, de Jaguar.

Cuando se mostró por primera vez en 2.010, el C-X75 de Jaguar supuso el comienzo de un nuevo capítulo en innovación y tecnología avanzada, que en solo dos años ha permitido mostrar como el vehículo evolucionaba a partir de un estudio de diseño, hasta un prototipo completamente funcional.

En este corto intervalo de tiempo, Jaguar y su socio de desarrollo Wiliiams Advanced Engineering, han creado un sistema de tracción a las cuatro ruedas y un vehículo eléctrico en paralelo "plug-in" con el motor de mayor potencia específica del mundo y el primer chasis monocasco de fibra de carbono de Jaguar.

Jag_C-X75_Image_07_270613_LowRes

Como consecuencia del clima económico global, en 2.012 se tomó la decisión de que el coche no entrara en producción. Una lástima viendo su estapa, pero su creación no ha sido en valde, ya que ha servido de escaparate sobre la capacidad técnica de Jaguar y también, de banco de pruebas ideal para la investigación en sistemas de propulsión de alto rendimiento y bajas emisiones, por parte de Jaguar.

Los logros desarrollados en el prototipo, como las tecnologías híbridas, los materiales compuestos y ciertas soluciones de diseño creadas junto con Williams Advanced Engineering, serán empleados en otras ideas de investigación y desarrollo, así como en productos futuros y en la práxima generación de Jaguar y Land Rover.

Uno de los puntos más importantes, ha sido la aerodinámica, con un spoiler trasero y unos bajos carenados que generan más de 200 kg de carga a 322 km/h. Así mismo incluye ciertos elementos aerodinámicos activos que mejoran la estabilidad a elevadas velocidades.

Jag_C-X75_Image_10_270613_LowRes

La mecánica es la parte más importante, y donde se han conseguido los mayores logros. Equipa un motor de gasolina con tecnología de última generación inspirada en Fórmula 1. Dispone de 1.6 litros de desplazamiento repartidos entre cuatro cilindros, alimentados por un sistema de inyección directa y doble sobrealimentación por turbo y compresor. Desarrolla la nada despreciable potencia de 502 CV a 10.000 rpm, con la potencia específica más alta del mundo, con 313 CV por litro de cilindrada.

Este propulsor de cuatro cilindros está unido a dos motores eléctricos con la potencia y la densidad de par más alta en producción. Generan otros 390 CV adicionales, alimentados por el conjunto de baterías que ofrecen la cifra de potencia continua nominal más alta del mundo, capaz de entregar más de 300 KW en carga completa.

Todo el conjunto propulsor está acoplado a una transmisión manual robotizada de siete relaciones, capaz de realizar cambios en menos de 200 milisegundos. El primer prototipo superaba con facilidad los 322 km/h, con una velocidad máxima teórica de 354 km/h.

Jag_C-X75_Image_11_270613_LowRes

Se anuncian unas emisiones de 89 gramos de CO2 y una autonomía eléctrica de 60 km, que no esta nada mal.

Si Jaguar se hubiera a trevido a lanzarlo, seguramente les habrían quitado de las manos todas las unidades. Al menos, su existencia no ha supuesto una perdida de tiempo y se ha aprovechado para desarrollar diversas apartados.




0 comentarios: