Phantom Corsair

By | 15:30 Comentarios
Hubo una época en la que los coches eran únicos, repletos de personalidad y porque no decirlo, de estilo. Antes, en los albores de los años 20 y 30, el cliente compraba el bastidor y podía elegir la carrocería que más le gustara, incluso se fabricaban a medida gracias a los grandes carroceros que existan entonces. Hoy quiero hablar de uno de esos coches, repleto de personalidad y realmente sorprendente tanto actualmente como en la época en la que fue construido. Hoy voy a hablar del Phantom Corsair.

Phantom Corsair
El Phatom Corsair comenzó siendo una idea de Rust Heinz, miembro de la familia Heinz (¡¡la del Ketchup!!), al fijarse que los coches de su época podían mejorarse aerodinámicamente hablando. Heinz no tenia ningún tipo de experiencia en diseño automovilístico, pero aún y así, consiguió convencer a su familia (a su tía más concretamente) para que financiara el proyecto.

En primera instancia, Rust Heinz realizó una maqueta a escala en arcilla, y con ella se acerco a mostrársela a Christian Bohman y Maurice Schwartz, conocidos por su empresa de carrocerías "Bohman & Schwartz", que al ver la maqueta se interesaron por el proyecto y se pusieron manos a la obra.

Se utilizó un chasis de acero, con la parte superior multitubular en acero de aviación y soldados electricidad, y aprovecharon el tren de rodaje del Cord 812, del que también tomaron la mecánica y el subchasis delantero para esta, así como su sistema de tracción delantera. Además, para poder carenar las ruedas, la carrocería tenia que ser muy ancha. Así, se consiguió un coche que media 6 metros de largo, 1, 94 de ancho y 1,40 de alto, por lo que no es de extrañar que fuera capaz de transportar a seis personas en su interior. Pero la posición de las plazas también se sale de lo convencional, con cuatro pasajeros delante, uno de ellos a la izquierda del conductor y otros dos pasajeros en las plazas del asiento trasero. La carrocería se construyo en aluminio.

El coche era muy futurista para la época, ya que el modelo se tuvo listo y fabricado completamente en 1.938. Yo diría que es futurista incluso para la época en la que vivimos. Tenia cosas muy llamativas, como la apertura eléctrica de las puertas mediante botones tanto fuera como dentro del coche, un tablero con indicadores e inspiración aeronáutica, con brújula y altímetro, defensas hidráulicas y una gruesa capa de aislamiento mediante corcho y caucho. 

El motor, de origen Cord modelo Lycoming, no se dejo tal cual lo adquirieron, sino que recibió algunas mejoras por parte de Andy Granatelli, como una sobrealimentación que le permitió pasar de 125 CV hasta los 190 CV, extraídos de su V8 de 4,2 litros. Con el, era capaz de alcanzar los 185 km/h aprovechándose de su aerodinámica a pesar de su peso de 2.100 kg. Pero este diseño aerodinámico tuvo algunos inconvenientes, como el sobrecalentamiento del motor debido a las pequeñas rejillas de ventilación delanteras. 

Desarrollar este proyecto costó 24.000 dolares de la época, equivalente a unos 370.00 dolares actuales (aprox.), y se tenia intención de venderlo a un precio cercano a los 12.500 dolares, recordad, de 1.938.

Phantom Corsair

Este llamativo y espectacular coche, fue protagonista de la película "The young is heart", de David O. Selznick, de 1.938. También jugó un papel destacado en un episodio de la serie "Popular Science" emitida también en 1.938. Además, Heinz utilizó el coche para sus desplazamientos hasta su muerte en un accidente de trafico en 1.939, cuando contaba con una edad de 25 años, motivo por el cual solo se construyó una unidad. Tras el accidente, su familia guardó el coche hasta 1.942, cuando fue vendido y pintado de color dorado.

Llegados a la década de los 50, Herb Shriner, propietario del Phantom, pidió a Alberto Goertz, diseñador del BMW 507, que elaborara de nuevo el frontal y aumentara la refrigeración del motor. Tambien realizó otras modificaciones como la elevación del parabrisas frontal debido a su poca visibilidad y se acondiciono el techo como targa mediante paneles. 

Con estas modificaciones fue subastado y adquirido por Bill Harrah, que deshizo todo el trabajo realizado por Goertz y lo devolvió a sus especificaciones de 1.938. Desde entonces permanece en el "National Automobile Museum" de Reno, Nevada, antes conocido como la colección Harrah. 





0 comentarios: