Ferrari 488 GTB. Una nueva era para las berlinettas V8

By | 17:05 2 comments

Aquí tenéis al sustituto del Ferrari 458 Italia. Recibe el apelativo de Ferrari 488 GTB y sí, es turboalimentado



Ferrari lanza un nuevo modelo e Internet se pone patas arriba, no falla. Es lo que ocurre cuando marcas la pauta, ¿no?. El caso es que estábamos a la espera de que llegara, de una vez por todas, el sustituto del Ferrari 458 Italia, un modelo que ha sido todo un hito en Maranello ganándose un hueco entre todos los aficionados y entre todos aquellos que han tenido la suerte de poder catarlo. Evidentemente, yo pertenezco al primer grupo.

El tema principal de la nueva Berlinetta V8 italiana es el motor, que como todos sabemos ya, llega sobrealimentado por dos turbos dando fin a toda una saga de motores V8 atmosféricos siendo el último, el que anima al Ferrari 458 Italia, uno de los más laureados habiendo ganado varios premios al 'Engine of the Year'.

V8 biturbo y 670 CV

Ferari 488 GTB

Estamos viviendo un cambio importante en cuanto a motores se refiere. Las normas anticontaminación están siendo cada día más salvajes y los motores han ido menguando su tamaño en pos de poder cumplir con lo que mandan las nuevas normas. El problema de bajar las cilindradas, es que las prestaciones también bajan y en según que casos, eso no interesa. Por ello, el turbo se ha vuelto algo tan normal como los motores diésel y solo era cuestión de tiempo que los superdeportivos se vieran obligados a adoptarlos, y eso iba a dar que hablar, sobre todo en casos como el de Ferrari.

Con el nuevo Ferrari 488 GTB, la firma del Cavallino Rampante lanza su segundo modelo sobrealimentado por turbo. El primero fue, como ya sabéis, el Ferrari Californita T y ahora le toca el turno al sustituto del Ferrari 458 Italia. Lo gracioso es que ya se habla de la reacción de los puristas, pero como siempre, sería por tocar las narices más que por quejas reales. Ferrari ya trabajó con turbos hace tiempo así que no es nada nuevo en Maranello y todo lo que se diga respecto a este tema, está de más.

No obstante, poco hay que contar de la mecánica hasta que se presente en el Salón del Automóvil de Ginebra. Ferrari tan solo ha comunicado que sus ocho cilindros cubican 3.902 centímetros cúbicos, que desarrolla 670 CV y 760 Nm de par, que su consumo se cifra en 11,4 litros y sus emisiones en 260 gramos de CO2. Llamativo que datos como éstos sean importantes en un motor de estas características cuando hace no muchos años, eran datos para los amantes de las cifras.

Comparado con el V8 atmosférico del 458 Italia encontramos muchas diferencias, más allá lógicamente, del sistema de sobrealimentación. La primera diferencia es la cilindrada, menor en el Ferrari 488 GTB, pero no así la potencia, que aumenta en 100 CV mientras que el par asciende 220 Nm. Si te parece poco, comentarte que el par es 70 Nm más elevado que el generado por el V12 del Ferrari F12 Berlinetta.

Un 50% más de apoyo aerodinámico

Ferari 488 GTB

Estéticamente, el nuevo Ferrari 488 GTB es una clara evolución del Ferrari 458 Italia. Los cambios son fácilmente apreciables a simple vista, pero sin dudar en ningún momento cual es el coche de partida. Pero como es habitual desde hace mucho tiempo, todos los cambios tienen un motivo único y obligatorio: mejorar el comportamiento aerodinámico de toda la carrocería.

Los encargados del desarrollo de esta nueva Berlinetta han sido la gente del Ferrari Styling Centre y han trabajado en todas las áreas posibles. El frontal cuenta con nuevas formas, al igual que hay nuevas entradas de aire en los laterales de la carrocería y nuevas salidas de aire junto a los pilotos traseros. El difusor es nuevo y cuenta con aerodinámica activa en la zaga, que Ferrari denomina 'spoiler soplado'. En definitiva, un 50% más de apoyo aerodinámico que el ofrecido por el 458 Italia.

Todavía hay pocos datos

Poco más podemos contar, pues Ferrari ha preferido guardarse algunas cosas para Ginebra. Si podemos añadir a todo lo dicho que incorpora nuevos sistemas electrónicos mucho menos intrusivos, desarrollados tanto en la Fórmula 1 como durante los diez años que llevan con el 'proyecto XX' (Ferrari FXX y 599 XX). Se ha modificado el control de estabilidad SSC 2 (Side Slip Control 2) para que permita mayor deslizamiento a la salida de la curva y sea mucho más preciso, al igual que el control de tracción F-Track, el diferencial E-Diff y la suspensión pilotada. 

Para rematar mientras esperamos que llegue la fecha para el Salón del Automóvil de Ginebra, podemos decir que acelera de 0 a 100 en 3 segundos, de 0 a 200 en 8,5 y que es capaz de llegar a los 330 km/h. No esta nada mal, ¿verdad?





2 comentarios:

ALVARO HURTADO MUÑOZ dijo...

Seguramente muchos puristas cambiarán de opinión cuando se pongan a los mandos de esta preciosidad.

Guste o no, es lo que toca. Tal y como has comentado, las normas son cada vez más restrictivas, y el uso del turbo es la salida más fácil y eficaz que hay hasta ahora antes de que se acaben imponiendo las mecánicas híbridas (al menos esa es mi opinión)

A ver si pronto tenemos algún vídeo para poder verlo en acción.

Javier Martín dijo...

El tema de los puristas es algo que nunca entendí. Si se les hiciera caso, ahora mismo seguiríamos con carburadores, direcciones sin asistencia, todos los coches de propulsión... en muchos casos, son unos claros lastres a la evolución.

Y por otra parte, en lo tocante a los turbos, a mi me encanta. Siempre fui defensor y total seguidor de ese sistema de sobrealimentación. Mis motores favoritos son turbo, sin duda. Bueno, que voy a decir siendo 'miembro' del Club Cosworth España...